Proyecto BIO es un taller plástico itinerante de Educación Ambiental que apuesta a promover en la sociedad la búsqueda de un mundo con mejor calidad de vida.

Obras de arte temáticas y el dialogo con el artista se combinan en un ejercicio interactivo y didáctico, con el objetivo de promulgar en niños y adolescentes una cultura de buen uso de los recursos naturales generando conciencia y empatía a los cuidados respecto del Ambiente.



domingo, 9 de julio de 2017

Un artista indomable: "Exóticos Invasores"


Ayer en la tarde visitamos a Gonzalo para conocer su nuevo trabajo artístico y que nos cuente en esta oportunidad de que se trata su nueva obra de arte como propuesta educativa ambiental "Exóticos Invasores".

"Esta obra plantea la invasión de varias especies exóticas introducidas por el hombre de manera imprudente en nuestro país a lo largo del tiempo. Especies que se han convertido en plaga, en depredadores furtivos, en verdaderos invasores desplazando a la flora y fauna autóctona nativa, alterando y dañando seriamente los ecosistemas". 

El castor por ejemplo, nos cuenta Gonzalo, sería el mas desafortunado de los casos. En 1940 veinte castores canadienses fueron introducidos en la Isla de Tierra del Fuego, al sur de Argentina y Chile para el desarrollo de la industria peletera. Pero ese intento fracasó por supuesto y su injerencia hizo que el castor al no tener depredadores naturales, rápidamente se expandiera como plaga por las otras islas de la región alcanzando mas de 150.000 individuos, causando la destrucción masiva de arboles y especies locales, amenazando todos los bosques y lagos de la Patagonia.

"En la Obra vemos también a la Ardilla de vientre Rojo, la Rana Toro y al Caracol Gigante Africano, asimismo el Ligustro y el Tamarisco como flora invasora".  

El Tamarisco por ejemplo, afecta las regiones áridas y semi-áridas como la región de Cuyo. Su nombre proviene de un conjunto de especies de genero Tamarix, originarias de África, Asia y Europa. Se trajeron con fines ornamentales y como barreras de viento, datan desde el siglo XVIII en Argentina. Su tolerancia a la sequía hizo que se trasformaran en matorrales y bosques densos cambiando la estructura original de la vegetación y los hábitats de la vida silvestre, agotando los depósitos de agua subterránea, concentrando sales e incidiendo en la proliferación de eventos de fuego. El Ligustro amenaza seriamente a las Yungas en Jujuy, también en Córdoba y Talares de Buenos Aires.

"Es por ello que cada una de las especies exóticas invasoras acá retratadas representan en su conjunto la segunda causa en la perdida de la biodiversidad y extinción de especies nativas. Pero este problema es a nivel mundial; por eso las pinto, para llamar la atención del espectador, llevarlos a una sana reflexión y una conciencia ambiental. Todos somos NATURALEZA y debemos proteger nuestros Parques Nacionales".

"Es muy necesario dar a conocer el grado de responsabilidad compartida, por que una vez que una especie invasora se asienta en una región, la erradicación no siempre es posible"...   






No hay comentarios:

Publicar un comentario